¿Por qué los agricultores están siendo excluidos del valle de Hudson por los precios?

Pero lo que encontraron en su lugar fueron recién llegados, en su mayoría de la ciudad, que querían una versión de libro de cuentos de una granja, sin el estiércol y el ruido, y que se ajustara a sus propias agendas y horarios, dijo la Sra. Morley. Muchos de ellos sugirieron una “ejecución de prueba de un año”, un período de tiempo increíblemente corto para un negocio como el de ellos, y parecían tener una escasa apreciación de las vistas, los sonidos y los olores de la agricultura.

“Una buena operación ganadera basada en pastos no parece un césped bien cortado, y ese fue un punto de fricción para muchos propietarios con los que hablamos”, dijo la Sra. Morley. “O oíamos, ‘Quiero ver cabras en el pasto’. Pero la cuestión es que es difícil ganar dinero criando cabras”. Un lugar que visitaron incluía un granero que el propietario sugirió que podría usarse tanto para albergar animales como para celebrar recepciones de bodas, según la temporada.

Sophie Ackoff, directora ejecutiva de la Coalición Nacional de Agricultores Jóvenes, una organización sin fines de lucro que apoya los intereses de los agricultores principiantes, no es ajena al tema. “Hemos visto un aumento en el interés de los compradores que no son agricultores en el valle de Hudson”, dijo, y agregó que esos postores a menudo tienen una ventaja de compra sobre los agricultores que recién comienzan. Eso incluye el acceso a opciones de préstamo más rápidas, mientras que los agricultores principiantes dependen en gran medida de los préstamos lentos a través del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos.

El acceso a tierras agrícolas asequibles es un gran desafío a nivel nacional, particularmente para las personas de color, que hoy representan el 2 por ciento de los propietarios de tierras agrícolas. Para abordar esto, la coalición ha iniciado la campaña Un millón de acres para el futuro, que pide al Congreso que invierta $2500 millones en la Ley Agrícola de 2023 para facilitar el acceso equitativo a la tierra.

Según Holly Rippon-Butler, directora de la campaña de tierras de la coalición, las tierras de cultivo cerca de las ciudades son especialmente deseables para las pequeñas operaciones ganaderas y los productores de frutas y verduras, debido a los mercados verdes y los restaurantes de la granja a la mesa cercanos. La competencia es peor en “lugares donde hay mucho dinero y la tierra agrícola es de alta calidad y estéticamente atractiva”.

El valle de Hudson encabeza su lista de regiones donde los agricultores principiantes tienen más dificultades para encontrar puntos de apoyo, junto con las afueras de Atlanta y Austin, Texas, el Área de la Bahía en California y partes del estado de Washington.