Unión Europea llama crimen de guerra al bloqueo ruso de cereales ucranianos

El bloqueo del Mar Negro que impide que Ucrania exporte alimentos y otros bienes es un “crimen de guerra” y Rusia tendrá que rendir cuentas si continúa, dijo el lunes el jefe de política exterior de la Unión Europea, Josep Borrell Fontelles.

Ucrania era un importante exportador de granos, aceite de cocina y fertilizantes antes de la invasión rusa en febrero, pero el bloqueo, junto con la incautación de tierras de cultivo ucranianas por parte de Rusia y la destrucción de la infraestructura agrícola, han provocado el colapso de las exportaciones de Ucrania. El último golpe se produjo el lunes, cuando las autoridades regionales de Ucrania dijeron que un ataque con misiles rusos en Odesa había incendiado un almacén de logística de alimentos.

La caída de las exportaciones ha contribuido a un aumento de los precios mundiales de los alimentos, exacerbado por el aumento de la demanda a medida que la economía mundial emerge de la pandemia. Las Naciones Unidas han advertido sobre el hambre o incluso la hambruna en algunos países como resultado, particularmente en África.

“No se puede usar el hambre de la gente como arma de guerra”, dijo Borrell después de llegar a Luxemburgo para una reunión de ministros de Relaciones Exteriores de la UE. “Millones de toneladas de trigo siguen bloqueadas en Ucrania mientras que en el resto del mundo la gente sufre hambre. Este es un verdadero crimen de guerra, así que no puedo imaginar que dure mucho más”.

El presidente Volodymyr Zelensky de Ucrania hizo lo mismo en un discurso remoto a la Unión Africana el lunes. Moscú tiene fuertes lazos con muchos países africanos, que se han mostrado reacios a criticar la invasión.

“Si no fuera por la guerra rusa contra Ucrania, simplemente no habría escasez en el mercado de alimentos”, dijo Zelensky. “Si no fuera por la guerra rusa, nuestros agricultores y empresas agrícolas podrían haber asegurado cosechas récord este año”.

Sin embargo, el dominio naval de Moscú en el Mar Negro le otorga una importante influencia diplomática. El presidente Vladimir V. Putin de Rusia ha dicho que levantará el bloqueo si se eliminan las sanciones impuestas por los gobiernos occidentales y otros debido a la guerra.

La Unión Europea, Estados Unidos y otros están trabajando para mejorar las rutas terrestres para las exportaciones de Ucrania, pero Zelensky dijo que “se puede suministrar un volumen mucho menor a través de nuevas rutas, y lleva mucho más tiempo”.

“Estamos llevando a cabo complejas negociaciones multinivel para desbloquear nuestros puertos ucranianos”, dijo a la Unión Africana. “Pero ves que todavía no hay progreso porque aún no se ha encontrado una herramienta real para garantizar que Rusia no los ataque nuevamente”.